martes, 5 de diciembre de 2017

Policía amenazan a dueños con forzar las puertas de las tiendas que cierren


La Navidad se convirtió en un calvario para los dueños de las tiendas de ropa y calzado del país con el operativo de la Superintendencia Nacional para la Defensa de los Derechos Socioeconómicos iniciado el sábado, que obliga a rebajar los precios de la mercancía 50%. “Sundde, los militares y la policía cometen demasiados abusos y nos tratan como si fuéramos ladrones”, se quejó un comerciante que solicitó no mencionar su nombre.

Otros afectados, que también pidieron guardar su identidad en reserva, denunciaron que los fiscales ni siquiera revisan las facturas ni los libros donde se detalla la estructura de los costos del negocio, sino que ordenan sin más bajar los precios a la mitad.
“En el local de al lado, el propietario protestó y el fiscal de Sundde le aplicó como castigo rebajar 70% los precios”, contó un comerciante en Sabana Grande. “Con el operativo el personal de la zapatería trabaja sobretiempo, retrasando su hora del almuerzo que le corresponde por la Ley Orgánica del Trabajo ante la presión de los uniformados que no se mueven de la puerta”.
Otro refirió alarmado: “El jefe de los guardias nacionales me dijo: ‘Usted no cierra hasta que venda el último zapato”. Muchos dueños bajaron la santamaría ayer y lo harán hoy porque les dio dos días libres a los empleados, pues laboraron sábado y domingo.
Sin embargo, varios dueños manifestaron su alarma ante la advertencia de los militares y de la policía de que reventarían los candados de las puertas de los negocios y les aplicarían otras sanciones más ejemplarizantes.
María Carolina Uzcátegui, presidente de Consecomercio, advirtió que la orden de la Sundde de vender a mitad de precio quebrará los negocios con la pérdida de miles de empleos. “Al vender a pérdida, pues la rebaja de 50% anula el margen de ganancia de 30%, los empresarios se descapitalizarán y no podrán reponer los ya de por sí mermados inventarios”, indicó.
“La medida no beneficia a la población porque más adelante deberá padecer el desabastecimiento de los artículos debido al cierre por quiebra de los negocios”, resaltó Uzcátegui. Destacó que miles de empleos, especialmente de los comercios medianos y pequeños, están en riesgo.
A su juicio, es un gran error la centralización y discrecionalidad del gobierno en la fijación de los precios y el margen de ganancias con la reforma a la Ley de Precios Justos por parte de la asamblea nacional constituyente. En el proyecto de ley de precios acordados, la comisión de economía de la ANC eliminó el límite de ganancia de 30% para todos los eslabones de la estructura de costos, desde el productor primario hasta el comerciante, pues el Ejecutivo será el que defina esa materia.
En Maiquetía, también el sábado los funcionarios del Sundde obligaron a los comerciantes a vender su mercancía con 50% de rebaja. Ante esa medida, las tiendas estuvieron cerradas el domingo y ayer por la mañana, pero los consumidores que llegaron desde temprano empezaron a protestar y la respuesta de los funcionarios de Sundde fue obligar a abrir los negocios. Ante el argumento de los comerciantes de que realizaban el inventario, las autoridades manifestaron que no era día para hacer inventarios, sino para bajar los precios de la mercancía.
Cipriana Ramos, ex presidente de Consecomercio, expresó: “La necesidad de la gente está obligándola a buscar lo más barato y el gobierno se aprovecha de esto para mantenerlos entretenidos. Siempre ha ocurrido por esta temporada”.
Afirmó que las autoridades conocen los inventarios que tiene cada comercio. “La mercancía llega por los puertos y ellos manejan las guías de movilización. Simplemente están atentando contra la propiedad privada, y un derecho constitucional sobre la iniciativa privada y su desarrollo”, dijo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.