sábado, 3 de marzo de 2018

Adelanto de elecciones a la AN agravaría crisis e ilegitimidad del chavismo


El chavismo no oculta que su primer objetivo luego de las elecciones presidenciales será reconquistar el Legislativo antes de tiempo, aunque faltan dos años y medio para que culmine el periodo de la actual Asamblea Nacional (AN) - controlada en sus dos terceras partes por la Mesa de la Unidad Democrática (MUD)- y más de dos meses para los próximos comicios.

Confiados en formalizar la reelección de Nicolás Maduro como presidente de la República el 20 de mayo, dirigentes del oficialismo ansían controlar todos los Poderes Públicos y la mayoría de las alcaldías y gobernaciones entre 2018 y 2022.
“En Venezuela hace falta una nueva AN. Dejaríamos renovados todos los poderes con una megaelección y se despejaría el camino entre 2018 y 2022”, reconoció Maduro el 21 de febrero durante un acto con el PPT, mostrándose favorable a concentrar todas las instituciones en su poder.
Lejos de garantizarle estabilidad a Maduro, su plan agravaría la crisis institucional que sufre Venezuela y generaría rechazo e inestabilidad en el marco internacional, coincidieron expertos.
“La medida equivaldría a una revocatoria irregular del mandado del Parlamento. Si quisieran suprimirlo lo que tendrían que hacer es convocar un referéndum revocatorio”, advirtió Juan Manuel Raffali, abogado constitucionalista, en declaraciones a El Nacional Web. 
Raffali recordó que el Poder Legislativo no debe renovarse hasta 2020, cuando correspondería llamar a las urnas, para posteriormente pasar a manos de nuevos diputados en enero de 2021. Asimismo, fustigó que se utilice a la asamblea nacional constituyente (ANC) para llevar a cabo el procedimiento.
“Todos los días hay que recordar que no son un ente de gobierno ni un parlamento de facto. Tampoco un Consejo Nacional Electoral (CNE) paralelo. No tienen superpoder para hacer lo que les dé la gana”, indicó el abogado.
Más allá de las violaciones a la Constitución, el especialista advirtió que empeoraría la crisis entre las instituciones del Estado. Explicó que el chavismo no ha aclarado cuándo tomarían posesión los diputados proclamados del proceso comicial que pretende realizar el gobierno, ni qué pasaría con la AN que fue votada en 2015.
Diosdado Cabello, vicepresidente del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) y constituyentista, dejó entrever, al momento de revelar las intenciones del chavismo de hacerse con el Parlamento, que no esperarán hasta 2020.
“En todas partes del mundo se adelantan elecciones legislativas (…) En Venezuela el Legislativo no existe. Sin la ANC estuviéramos paralizados”, argumentó en declaraciones a VTV.
Raffali añadió que la Carta Magna impide que exista dualidad entre las instituciones, como dos AN o TSJ. Eso sí, ante tal posibilidad, responsabilizó a la ANC por lo que pudiera suceder si efectivamente se anticipan la contienda.
“En la Constitución está claro cómo se componen, eligen, remueven y actúan los poderes. Este malentendido ocurrió por usurpaciones de la ANC y sentencias absurdas e impresentables de la Sala Constitucional del TSJ que llevaron al país a esta situación tan irregular”, fustigó.
Ilegitimidad y desconocimiento
Además de que las elecciones legislativas se estarían ejecutando antes de tiempo, el Parlamento no gozaría de la legitimidad necesaria para ser reconocido dentro ni fuera del país, como sí ocurre con la actual AN, según expertos.
“Las circunstancias actuales han generado rechazo en la sociedad. La elección no se la dan los gobernantes para legitimarse a sí mismos sino que son una necesidad y un derecho de la sociedad para legitimar a quienes los gobiernan”, alertó Raffali.
Aseveró que para ganar credibilidad no se puede obviar el grado de participación, confianza y credibilidad de los ciudadanos en el proceso.
Las consecuencias de ello para el chavismo no solo se notarían en lo interno sino también en lo externo. Mariano de Alba, abogado especialista en Derecho Internacional y Relaciones Internacionales, recordó que Estados Unidos, Canadá, la Unión Europea y el Grupo de Lima señalaron que no reconocerán los resultados de las elecciones presidenciales por falta de condiciones para asegurar que sean libres y justas, por lo que no previó algo distinto con las legislativas.
“El adelanto es simplemente echarle más leña al fuego y lo único que va a lograr -si se concreta- es evidenciar con mayor fuerza que no estamos ante una elección sino a una votación que es una pantomima del régimen para argumentar que acaban de ser reelectos. En el caso de la AN, terminar de desaparecer a la oposición de esa institución”, previó de Alba para El Nacional Web.
Acotó que, además de la publicación de comunicados rechazando la situación de Venezuela, la disposición de tomar medidas concretas para intentar socavar la crisis va en aumento.
“El régimen estaría cerrando la puerta a la posibilidad de que distintos actores de la comunidad internacional puedan colaborar en la resolución de la crisis. Por ejemplo, en este momento el régimen sufre las consecuencias de una prohibición de EE UU para que sus individuos o entidades realicen préstamos a Venezuela o Pdvsa. Pero también ha dicho que esa prohibición es fácilmente subsanada si hay aprobación de la AN actual, por lo que si la disuelven va a ser mucho más complicado que obtengan financiamiento foráneo”, analizó.
En medio de ese escenario, Tibisay Lucena, presidenta del CNE, si bien reconoció que es imposible realizar simultáneamente los comicios presidenciales y los legislativos en simultáneo, dejó abierta la posibilidad de hacerlos más adelante en una fecha pendiente por determinar.
“Sí se va a evaluar la realización para diferentes niveles legislativos en otra fecha”, dijo Lucena en rueda de prensa acompañada de Delcy Rodríguez, presidenta de la ANC, el 23 de febrero.
Únicamente Luis Emilio Rondón, otro de los cinco rectores del Poder Electoral, manifestó inconformidad con anticipar los comicios legislativos.
“Hago un llamado a la cordura y a la rectificación. Sería una bofetada al ejercicio de los derechos políticos de los venezolanos atropellar elecciones pendientes (consejos legislativos) y adelantar de manera inconstitucional la elección de la AN”, escribió el rector en Twitter.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.