miércoles, 9 de mayo de 2018

Refinerías en riesgo de cerrar operaciones por la falta de crudo


Energía y Petróleo Energía y Petróleo
Foto: Referencial
 
La caída de la producción petrolera venezolana a 1,41 millones de barriles diarios en abril pasado pone en jaque las operaciones de las refinerías de Petróleos de Venezuela ante la posibilidad de un cierre técnico, porque no hay la carga suficiente de crudo para procesar, advirtió el sindicalista Iván Freites. El directivo de la Federación Única de Trabajadores Petroleros de Venezuela explicó que el crudo provisto a las refinerías impide su procesamiento eficiente. “Las refinerías no admiten una carga de petróleo fuera de especificación técnica”, dijo.

Debido a las malas condiciones de los pozos por la falta de mantenimiento, el crudo contiene agua que se separa agregándole unos químicos, pero Pdvsa no puede comprarlos por sus dificultades económicas. “Hasta ahora, el crudo se deposita en unos tanques para separarlo, sin embargo este proceso no garantiza que el petróleo no tenga residuos que dañan las unidades de refinación. Por ello, hay que cerrar las operaciones”.
Freites añadió que el Complejo Paraguaná (Falcón) es el único que está operativo y donde las refinerías Amuay y Cardón procesan 290.000 barriles diarios de una capacidad de 956.000 barriles. Con una producción conjunta de 345.000 barriles, las refinerías de Puerto La Cruz y San Roque (Anzoátegui), El Palito (Carabobo) y Bajo Grande (Zulia) están paradas.
Problemas en Curazao.  Pdvsa ordenó a un buque en espera de descarga en Curazao que se desviara a aguas venezolanas, luego de que Conoco Phillips, de Estados Unidos, introdujo una solicitud en un tribunal caribeño para confiscar sus inventarios y otros activos en la isla, informó Reuters en su página web.
Los últimos días Conoco se ha movido rápidamente para tomar los activos de Pdvsa en el Caribe, uno de sus principales centros de exportación, en cumplimiento de un laudo arbitral de 2 millardos de dólares por la nacionalización de sus proyectos en Venezuela en 2007.
El tanquero British Cygnet cargó crudo en el terminal ruso Primorsk en abril y llegó al muelle Bullenbay en Curazao el domingo, dos días después de que al menos dos tribunales caribeños ordenaron la retención de los inventarios en las instalaciones de Pdvsa en Bonaire, Curazao, Aruba y San Eustaquio, tras la solicitud de Conoco Phillips.
En 2018, Pdvsa ha estado comprando crudos de Estados Unidos y Rusia para surtir la refinería Isla en Curazao, de 350.000 barriles diarios de capacidad, y mezclarlos con el crudo de la faja del Orinoco.
El británico Cygnet, que zarpó hacia la costa occidental venezolana el lunes en la noche, está en la lista de otros nueve buques desviados de Curazao y Bonaire a Venezuela y Cuba, para evitar la incautación de los tanqueros, según una fuente de Pdvsa y datos de Reuters.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.