sábado, 10 de marzo de 2018

Albergue para venezolanos en Perú se queda sin espacio (fotos)

Venezuelans stand in a room at a shelter for Venezuelans in San Juan de Lurigancho, on the outskirts of Lima, Peru March 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo
Venezolanos en San Juan de Lurigancho,
 en las afueras de Lima, Peru marzo 9, 2018. 
REUTERS/Mariana Bazo

La vivienda sobrepasó su capacidad y dueño ha tenido que improvisar espacios para acoger a más inmigrantes, publica la prensa peruana.


Una casa en San Juan de Lurigancho, en las afueras de Lima, en Perú, que alberga a 90 inmigrantes venezolanos, requiere ayuda. “Me da pena decirles que no, prefiero que duerman no tan cómodos como al principio, pero por lo menos sin el peligro de la calle”, contó el empresario peruano René Cobeña, dueño de la vivienda que ofreció para apoyar a los ciudadanos de Venezuela.
Cobeña dijo a los medios peruanos que lo que necesitan son donaciones para que los migrantes venezolanos puedan alimentarse mientras viven en el albergue y buscan trabajo.
Falta de espacio
Este albergue, ubicado en la urbanización Canto Bello, en San Juan de Lurigancho (SJL), ya sobrepasó su capacidad. En un inicio sólo refugiaba a 20 venezolanos, ahora viven 90 personas en dicha vivienda, entre niños y adultos. “Ha crecido considerablemente. No podemos decirle que no”, cuenta Cobeña a América Noticias.
Comentó también que su albergue se ha popularizado, pues si antes se contactaban con él a través de mensajes de WhatsApp o Messenger, ahora los inmigrantes venezolanos llegan al lugar por recomendaciones que escuchan cuando llegan al Perú. “Ahora se aparecen con su mochila. Llegan a la estación o al aeropuerto y les dicen que hay un albergue en San Juan de Lurigancho que da refugio”, señala el peruano.
Debido al creciente número de visitantes, se han visto obligados a improvisar más habitaciones en la sala o cocina de la casa. “Espero q nos sigan tendiendo la mano y ver si a futuro puedo traer a mi familia”, cuenta uno de los residentes del lugar


Venezuelans migrants sit at a shelter for Venezuelans in San Juan de Lurigancho, on the outskirts of Lima, Peru March 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo
Venezolanos en  San Juan de Lurigancho, en las afueras de Lima, Peru marzo 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo
A Venezuelan migrant sleeps in a room at a shelter for Venezuelans in San Juan de Lurigancho, on the outskirts of Lima, Peru March 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo
Venezolanos en San Juan de Lurigancho, en las afueras de Lima, Peru marzo 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo
Venezuelan migrants wait in line to the bathroom at a shelter for Venezuelans in San Juan de Lurigancho, on the outskirts of Lima, Peru March 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo
Venezolanos en San Juan de Lurigancho, en las afueras de Lima, Peru marzo 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo
A Venezuelan migrant irons clothes to go to work, at a shelter for Venezuelans in San Juan de Lurigancho, on the outskirts of Lima, Peru March 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo
Venezolanos en San Juan de Lurigancho, en las afueras de Lima, Peru marzo 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo
A Venezuelan migrant sleeps in a room at a shelter for Venezuelans in San Juan de Lurigancho, on the outskirts of Lima, Peru March 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo
Venezolanos en San Juan de Lurigancho, en las afueras de Lima, Peru marzo 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo
A Venezuelan migrant hangs clothes in a shelter for Venezuelans in San Juan de Lurigancho, on the outskirts of Lima, Peru March 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo
A Venezuelan migrant hangs clothes in a shelter for Venezuelans in San Juan de Lurigancho, on the outskirts of Lima, Peru March 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo
A Venezuelan migrant prepares food for sale outside a shelter for Venezuelans in San Juan de Lurigancho, on the outskirts of Lima, Peru March 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo
Venezolanos en San Juan de Lurigancho, en las afueras de Lima, Peru marzo 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo
A Venezuelan migrant sleeps in a kitchen of a shelter for Venezuelans in San Juan de Lurigancho, on the outskirts of Lima, Peru March 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo
REUTERS/Mariana Bazo
A Venezuelan migrant checks a newspaper with job offers at a shelter for Venezuelans in San Juan de Lurigancho, on the outskirts of Lima, Peru March 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo
 REUTERS/Mariana Bazo
Venezuelan migrants sleep in a shelter for Venezuelans in San Juan de Lurigancho, on the outskirts of Lima, Peru March 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo
 REUTERS/Mariana Bazo
A Venezuelan migrant stands next to a sign reading: ' Send money to Venezuela' at a shelter for Venezuelans in San Juan de Lurigancho, on the outskirts of Lima, Peru March 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo
Los venezolanos envían dinero a su familias en Venezuela para que puedan comprar comida REUTERS/Mariana Bazo
Venezuelan migrants walk outside a shelter for Venezuelans in San Juan de Lurigancho, on the outskirts of Lima, Peru March 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo
Venezolanos en San Juan de Lurigancho, en las afueras de Lima, Peru marzo 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo
Venezuelan migrants stand next to a sign reading: ' Send money to Venezuela' at a shelter for Venezuelans in San Juan de Lurigancho, on the outskirts of Lima, Peru March 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo
REUTERS/Mariana Bazo
Venezuelans sit at a shelter for Venezuelans in San Juan de Lurigancho, on the outskirts of Lima, Peru March 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo
Venezolanos en San Juan de Lurigancho, en las afueras de Lima, Peru marzo 9, 2018. REUTERS/Mariana Bazo

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.