.

.

domingo, 25 de noviembre de 2018

Quevedo: el general que encamina la producción petrolera a 1 millón de bd en 2018


Manuel Quevedo cumple el 27 de noviembre de 2018 un año al frente de Pdvsa y durante este tiempo incumplió la meta que le exigió el presidente Maduro: la de aumentar la producción petrolera en 1 millón de barriles diarios

El ministro de Petróleo, mayor general Manuel Quevedo, afirmó a comienzos de noviembre y desde Abu Dabi (Emiratos Arabes Unidos), que Venezuela espera aumentar su exportación petrolera el próximo año, pero sí la OPEP acuerda un nuevo recorte de producción pues el país acatará la decisión.



Esta afirmación del también presidente de Petróleos de Venezuela (Pdvsa) es para muchos analistas un argumento que muestra que la industria petrolera no está en capacidad de incrementar la producción y que el general del Ejército tampoco ha podido implementar un plan que al menos haya podido detener la caída de las exportaciones de crudo.
El mayor general es el segundo militar al mando de la estatal petrolera desde que Guaicaipuro Lameda fue designado por Hugo Chávez al inicio de su gobierno en el año 2000. Antes de llegar a Pdvsa, ocupó cargos en entes relacionados con el sector vivienda especialmente al frente de la Inmobiliaria Nacional, Fundación Misión Hábitat (FMH) y del Fondo Simón Bolívar, también fue nombrado en marzo de 2016 como presidente del Banco Nacional de la Vivienda (Banavih).
Quevedo cumple el 27 de noviembre de 2018 un año al frente de la empresa estatal y durante este tiempo incumplió con la meta que le exigió el presidente Nicolás Maduro cuando lo designó en el cargo: la de aumentar la producción petrolera en 1 millón de barriles diarios.
“Vamos a una reestructuración total de Pdvsa, por eso anuncio la designación del mayor general Manuel Quevedo como nuevo presidente de la industria petrolera, nuestra amada Pdvsa, y a la vez la designación como nuevo ministro de Petróleo (…) Tendrás la tarea de aumentar la producción en 1 millón de barriles más”, dijo Maduro al pedirle que dedicara el 80% de su gestión a incrementar la producción y a hacer una “gran limpieza contra las mafias” dentro de la industria
Pero desde la designación de Quevedo la producción no ha hecho mas que caer. De acuerdo a las cifras suministradas por fuentes secundarias a la OPEP, Venezuela dejó de producir 740 mil bd desde octubre de 2017 a octubre de 2018 para situarse en 1.171.000 bd de crudo.


Para el economista y diputado de la Asamblea Nacional, Jose Guerra, Al ritmo que lleva la declinación de la extracción de petróleo, cuando concluya 2018 es probable que la producción petrolera de Venezuela se ubique en menos de 1.000.000 de barriles por día, lo que el país producía en 1948, hace 70 años.
“Una mirada a los datos petroleros a lo largo de 2018, con la gestión del súper ministro y presidente de Pdvsa, General Manuel Quevedo evidencia que la catástrofe de la industria petrolera, lejos de aliviarse, se ha agravado”, apuntó Guerra
Cuando Chávez llegó a la presidencia en 1998, la producción petrolera estaba cerca de 3,5 millones de bd, pero bajó a 2,7 millones cuando el presidente Maduro fue elegido por primera vez en abril de 2013. Sin embargo, la mayor parte de la caída de 1,25 millones de bd ha sucedido en los últimos dos años.
Francisco Monaldi, analista petrolero y profesor de la Universidad de Rice, Estados Unidos, recordó que en 2017, la administración de Maduro lanzó una campaña anticorrupción en la empresa estatal. Como resultado, los últimos tres presidentes de Pdvsa fueron imputados, al igual que más de 100 ejecutivos. Resaltó que el ya limitado equipo de profesionales con experiencia ahora ha casi desaparecido.
“La ‘solución’ de Maduro fue militarizar la industria petrolera. Un general de la Guardia Nacional sin ninguna experiencia relevante fue designado como ministro de Petróleo y el director general de Pdvsa”, acotó Monaldi en un escrito para el portal Prodavinci
Debido a la crisis de la industria petrolera y ante las pocas expectativas de mejoras y de cambio, Monaldi recuerda que varios analistas han empezado a hacer predicciones apocalípticas: que Venezuela se convertirá en un importador neto de petróleo en 2019, que las refinerías en Venezuela operarán principalmente con petróleo importado y que Venezuela deberá retirarse de la OPEP.
“Al ritmo actual de caída, la producción podría alcanzar el umbral de un millón de barriles diarios para el fin de 2018. No está muy claro dónde se encuentra el “fondo” del nivel de producción. Todo apunta hacia abajo, pero el Gobierno deberá reaccionar o si no éste también colapsará”, afirmó.

El economista y profesor invitado del Instituto de Estudios Superiores (IESA), Antero Alvarado, señaló que la producción de crudo ejecutada por la propia Pdvsa ha caído un 17% en el 2018. La mayor caída porcentual fue en la Faja Petrolífera del Orinoco, seguida de oriente y luego occidente.
Indicó la necesidad de llevarse a cabo una reforma en la industria petrolera venezolana para tratar de recuperar la producción, la cual pase por la creación de un ente regulador que facilite las operaciones e las empresas mixtas, que organice licitaciones y que ponga orden en la legislación.
“Debe haber un cambio de dirección donde se reconozca al actor privado como un eje fundamental para incrementar producción, donde se busque financiamiento externo por todas las vías hasta el FMI y bancos multilaterales. Se debe tratar de traer también a los profesionales y expertos que se han ido a trabajar a otros países, pero se deben da señales de que la industria petrolera va a ir por buen camino, pero los problemas son mas ideológicos que económicos”.
Por cierto, de la mano de Quevedo, Pdvsa parece sumarse a las instituciones del Estado que dejaron de publicar importantes estadísticas macroeconómicas, al no haber entregado a Pdvsa las cifras de producción del mes de octubre.
“Debo decir que el Ministerio de Energía en Venezuela tiene retraso en fiscalización de data de producción petrolera. Sin embargo, existe data operacional que viene del campo y esta la maneja Pdvsa. Esta difiere mucho de fuentes secundarias de la OPEP”, acotó Alvarado.
“Pdvsa, siguiendo el ejemplo del BCV, acaba de solucionar el problema de la caída de la producción petrolera: Dejó de publicar cifras oficiales. En lo que va de año, hemos dejado de percibir $18.000 millones por la caída de 1 millón de b/d en la producción petrolera con respecto al 2012. Es decir, si Maduro hubiese producido en el 2018, lo que Chávez producía en el 2012, nos hubiesen ingresado $18.000 millones adicionales“, estimo el economista y director de Ecoanalítica, Alejandro Grisanti.
Afirmó que el gobierno y la dirigencia de Pdvsa no tienen “la más mínima capacidad de dar un giro para detener la caída de la producción petrolera. Por cada mes que Maduro permanece en el poder se destruyen casi $1.500 millones de nuestra industria petrolera”.
Es por ello que el analista petrolero Rafael Quiróz Serrano considera que no hay forma de que Pdvsa recupere la producción en un corto plazo y aprovechar así un aumento de la demanda que la OPEP prevé para 2019.
“El Ministro de Petróleo afirmó que Venezuela espera aumentar considerablemente su producción de petróleo el próximo año, pero respetará cualquier nuevo acuerdo si la OPEP pacta reducir la producción a partir de diciembre. Pero, dígame cómo va a aumentarla? Le repito al ministro Quevedo, no hay formula mágica, incluso por muchas misas que haga en la sede de La Campiña, que pueda levantar la producción de barriles de crudo; seguiremos cayendo desgraciadamente. Ojalá pudiera, por lo menos, parar la caída; eso se lo agradecería el país”, dijo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.